Código Tributario Boliviano 1970 (Título III)

por | 2 de julio de 1970

CÓDIGO TRIBUTARIO

DECRETO SUPREMO Nº 9298

2 DE JULIO DE 1970

TITULO III

DE LAS INFRACCIONES Y SANCIONES

CAPITULO I

DE LA PARTE GENERAL

SECCIÓN PRIMERA

DISPOSICIONES GENERALES

Artículo 66.-

Las normas tributarias punitivas sólo regirán para el futuro. No obstante, tendrán efecto retroactivo las que supriman infracciones, establezcan sanciones más benignas o términos de prescripción más breves.

Artículo 67.-

Las disposiciones de este Código se aplican a todas las infracciones tributarias.

A falta de normas tributarias expresas se aplicarán supletoriamente los principios generales del Derecho Penal, compatibles con las características del Derecho Tributario,

No están sujetas a la responsabilidad penal de derecho común, las infracciones tributarias previstas en el Capítulo II de este Título, Secciones Cuarta, Quinta, Sexta y Séptima.

SECCIÓN SEGUNDA

DELITOS Y CONTRAVENCIONES

Artículo 68.-

Toda acción u omisión que importe violación de normas tributarias sustantivas o formales, constituye delito o contravención punible en la medida y con los alcances establecidos en este Código y en leyes especiales.

Artículo 69.-

Son delitos tributarios.

1) La defraudación.

2) El contrabando.

3) La instigación pública a no pagar los tributos.

Artículo 70.-

Son contravenciones tributarias:

1) La evasión.

2) La mora.

3) El incumplimiento de los deberes formales.

4) El incumplimiento de los deberes por los funcionarios de la Administración tributaria.

Artículo 71.-

Los delitos y las contravenciones tributarias requieren la existencia de dolo o culpa.

Las presunciones establecidas al respecto en este Código o en leyes especiales, admiten prueba en contrario y presuponen al conocimiento por parte del imputado de los hechos que le sirven de base.

Artículo 72.-

Cuando un hecho configure más de un delito o contravención, se aplicará la sanción correspondiente al delito o contravención más grave.

Artículo 73.-

Habrá reincidencia siempre que el sancionado por resolución o sentencia firmes, cometiere un nuevo delito o Contravención del mismo tipo dentro del plazo de tres años contados a partir de la fecha de haberse dictado aquellas.

Habrá reiteración de delitos o contravención cuando el imputado incurriere en nuevo delito o contravención del mismo tipo, sin que mediare condena por sentencia o resolución firmes.

Artículo 74.-

Las acciones y sanciones por delito r. contravenciones tributarias se extinguen.

1) Por muerte del infractor, en el caso de las sanciones indicadas en los incisos 1), 5), 6), 7) y 8), del artículo 87, sin que esto importe la extinción de la acción y de la sanción contra los coautores, cómplices y encubridores.

Subsistirá la responsabilidad por multas que hubieren quedado firmes o pasadas en autoridad de cosa juzgada, a la fecha del fallecimiento.

En todos los casos en que correspondiere el comiso y la clausura, la muerte del infractor no extinguirá las acciones y sanciones respectivas.

2) Por indulto dispuesto por ley.

3) Por prescripción.

Artículo 75.-

El derecho de aplicar sanciones prescribe por el transcurso de los términos siguientes:

1) Cinco años contados desde el 1° de enero del año calendario siguiente a aquel en que se cometió el delito o la infracción.

2) Cuando la Administración tributaria hubiere tenido conocimiento del delito o la contravención. el término será de dos años contados desde el l9 de enero del año calendario siguiente a aquel en que tuvo ese conocimiento, pero en ningún caso el término podrá exceder del fijado en el inciso anterior. El conocimiento del delito o la contravención por parte de la Administración deberá ser probado fehacientemente, por el infractor.

3) Para la mora, los plazos precedentes se reducirán a la mitad.

Artículo 76.-

La prescripción se interrumpe una sola vez por la comisión de nuevos delitos o contravenciones del mismo tipo. El nuevo plazo se contará desde el 1º de enero del año calendario siguiente a aquel en que se reiteró el delito o la contravención.

Los términos se suspenden durante la sustanciación de la causa en la fase administrativa por un plazo de tres meses desde la primera notificación al imputado.

SECCIÓN TERCERA

RESPONSABILIDAD

Artículo 77.-

La responsabilidad por los delitos o contravenciones es personal, salvo las excepciones establecidas en este Código:

Artículo 78.-

Excluyen de responsabilidad:

1) La incapacidad absoluta calificada por autoridad judicial.

2) La fuerza mayor.

3) El error en cuanta al hecho que constituye la infracción.

4) La obediencia debida en cumplimiento de la ley.

Artículo 79.-

Pueden ser eximidos de responsabilidad quienes, por error excusable; de hecho, o de derecho, hayan considerado lícita la acción o la omisión.

Es excusable el error en que incurriera el infractor inducido por alguno de los profesionales a que se refiere el artículo 81.

Artículo 80.-

Se aplicará la misma sanción que al autor principal, sin perjuicio de ].a graduación de la pena que correspondiere:

1) A los coautores, cómplices y encubridores considerándose tales a los que financien, instiguen o ayuden de cualquier manera al autor según el caso.

2) Al que, para su provecho, adquiera o tenga en su poder, oculte, venda o colabore en la venta o negociación de mercaderías, productos u objetos respecto de los cuales sepa o deba saber, conforme a las circunstancias, que se ha cometido un delito o contravención.

3) A los terceros que, aun cuando no tuvieren deberes tributarios a su cargo, faciliten por su culpa o dolo la comisión de un delito o contravención.

Artículo 81.-

A los profesionales que participen en delitos tributarios en cualquiera de las formas previstas en el artículo 80, además de las sanciones en él establecidas, podrá suspendérseles en el ejercicio de la profesión ante las autoridades de la Administración Tributaria por el término de seis meses a un año a juicio del Tribunal.

Artículo 82.-

Se consideran profesionales, a los efectos del artículo anterior, a los abogados, auditores, contadores, escribanos, notarios, agentes de aduana y demás personas que por su título, oficio o actividad habitual sean especialmente versados en materia tributaria.

Artículo 83.-

Las entidades o colectividades, tengan o no personalidad jurídica, podrán ser sancionados pecuniariamente por delitos y contravenciones tributarias.

Sin perjuicio de la responsabilidad pecuniaria de la entidad sus representantes, directores, gerentes, administradores o mandatarios podrán ser sancionados por su actuación personal en el delito o contravención, siempre que hubieran actuado con dolo o culpa.

Artículo 84.-

Cuando un mandatario, representante. administrador o encargado incurriere en infracción. los representantes serán responsables por las sanciones pecuniarias, sin perjuicio del derecho a repetir contra aquellos.

Artículo 85.-

Las entidades o colectividades y los patrones en general son responsables por las sanciones pecuniarias aplicadas a sus dependientes por su actuación como tales, por la infracción materia de la sanción.

SECCIÓN CUARTA

SANCIONES

Artículo 86.-

La pena de prisión sólo podrá ser aplicada por los órganos judiciales competentes; para el efecto la resolución o sentencia firme de los órganos administrativos o del Tribunal Fiscal, deberán ser enviadas a la justicia ordinaria.

Artículo 87.-

Las sanciones aplicables son:

1) Prisión.

2) Multa.

3) Comiso de los efectos materiales objeto del delito o de la contravención o utilizados para cometerla.

4) Clausura temporal del establecimiento que podrá ser levantada o suspendida en su ejecución, cuando a petición escrita del infractor se compruebe fehacientemente haberse subsanado la causa que determinó la clausura, y previo cumplimiento de las obligaciones o sanciones que se hubieren impuesto.

5) Suspensión y destitución de cargos públicos.

6) Inhabilitación para el ejercicio de cargos públicos, oficios y profesiones.

7) Pérdida de concesiones, privilegios y prerrogativas.

8) Cancelación de inscripción en registros públicos.

Artículo 88.-

Las sanciones se graduarán tomando en cuenta las siguientes circunstancias atenuantes o. agravantes:

1) La reincidencia y la reiteración.

2) La condición de funcionario o empleado público que tenga el imputado.

3) El grado de cultura del infractor y el conocimiento que tuvo o debió tener de la norma legal infringida.

4) La importancia del perjuicio fiscal y las características del delito o de la contravención.

5) La conducta que el infractor asuma en el esclarecimiento de los hechos.

6) El grado de dolo o culpa.

7) La incapacidad relativa.

8) La presentación espontánea para la regulación del crédito tributario. No se reputa espontánea la presentación motivada por una inspección efectuada u ordenada por la Administración.

9) Las demás circunstancias que resulten de los procedimientos administrativos o jurisdiccionales, aunque no estén previstas expresamente por la ley.

Artículo 89.-

Los órganos judiciales, podrán resolver la suspensión condicional de la pena de prisión inferior a un año, cuando se trate de delincuentes o contraventores sin antecedentes penales tributarios y atendiendo a las circunstancias del caso.

La suspensión de la pena quedará sin efecto en caso de reincidencia.

Artículo 90.-

En ningún caso las sanciones pecuniarias podrán ser convertidas en pena de prisión.

Artículo 91.-

Si no fuere posible el comiso por no poder aprehenderse las mercaderías u objetos será remplazado por multa equivalente al valor de éstos.

Artículo 92.-

Cuando a juicio del órgano que aplica la sanción exista una diferencia apreciable de valor entre la mercadería objeto del delito o contravención y los medios o instrumentos utilizados para cometerlos, se sustituirá el comiso de éstos por una multa adicional de una a dos veces el valor de la mercadería objeto del delito o contravención, siempre que los responsables no sean reincidentes en el mismo tipo de infracción.

Artículo 93.-

Cuando las sanciones estén relacionadas con el valor de las mercaderías u objetos en delito o contravención se tomará en cuenta el valor de mercado del día en que se cometieron éstos.

En materia de sanciones aduaneras el valor a tomarse en cuenta será el valor CIF aduana o el mínimo imponible.

Artículo 94.-

Las sanciones establecidas, salvo las de prisión prescribirán por el transcurso de cinco años contados desde el l9 de enero del año calendario siguiente a aquél en que quedó firme la resolución o la sentencia que las impuso.

Artículo 95.-

Las sanciones de prisión prescriben por el transcurso de un tiempo igual al de la condena.

El término se computará desde el día siguiente al de la notificación de la sentencia al condenado.

CAPITULO II

DE LA PRIMERA PARTE ESPECIAL DE LOS DELITOS TRIBUTARIOS

SECCIÓN PRIMERA

DEFRAUDACIÓN

Artículo 96.-

Comete delito de defraudación el que, mediante simulación, ocultación, maniobras o cualquier otra forma de engaño induce en error al Fisco, del que resulte para sí o un tercero, un pago de menos del tributo a expensas del derecho fiscal a su percepción.

Es agravante especial la circunstancia de que la defraudación se cometa con la complicidad del funcionario que, por razón de su cargo, intervenga o deba intervenir en los hechos constitutivos de este delito.

Artículo 97.-

Son casos de defraudación, de acuerdo con el artículo anterior, sin perjuicio de otras situaciones análogas:

1) Declarar cifras o datos falsos u omitir deliberadamente circunstancias que influyan en la determinación de la obligación tributaria.

2) Emplear mercaderías o productos beneficiados por exenciones o franquicias, en fines distinto de los que corresponde, según la exención o franquicia.

3) Elaborar o comerciar clandestinamente con mercaderías gravadas, considerándose comprendidas en esta previsión, la sustracción a los controles fiscales, la utilización indebida de sellos, timbres, precintos y demás medios de control o su destrucción o adulteración, la alteración de las características de la mercadería, su ocultación, cambio de destino o falsa indicación de procedencia.

4) Atestar los funcionarios o empleados públicos, o los depositarios de la fe pública, de haberse satisfecho un tributo sin que realmente hubiera ocurrido.

5) Ocultar mercaderías o efectos gravados siempre que el hecho no configure contrabando.

Artículo 98.-

Se presume la intención de defraudar cuando:

1) Se adopten formas, modalidades o estructuras jurídicas manifiestamente inadecuadas para configurar la efectiva operación gravada y ello se traduzca en apreciable disminución del ingreso tributario.

2) No se ingresen en los plazos establecidos los importes retenidos por tributos.

3) Se lleven dos o más juegos de libros para una misma contabilidad con distintos asientos.

4) Exista contradicción evidente entre los asientos de los libros o documentos y los datos consignados en las declaraciones tributarias.

5) No se lleven o exhiban libros, documentos o antecedentes contables, excepto en los casos en que la ley exima de esta obligación.

6) Se produzcan informaciones inexactas sobre las actividades o negocios.

7) Se omita el aviso de hechos previstos en la ley como generadores de tributos o no se proporcione la documentación correspondiente.

Artículo 99.-

La defraudación fiscal será penada con las sanciones siguientes, que podrán aplicarse conjunta o separadamente.

1) Multa del 50 al 100% del monto del tributo omitido.

2) Clausura del local donde se hubiera cometido el delito por un máximo de seis meses.

3) Cancelación de la inscripción en los registros públicos, relacionados con la actividad desarrollada por el que delinque, por un máximo de seis meses.

SECCIÓN SEGUNDA

CONTRABANDO

Artículo 100.-

El contrabando es delito de orden público que consiste en la ilícita circulación, tráfico comercio o tenencia de productos primarios, artículos en proceso de elaboración o acabados y semovientes, sujetos a fiscalización aduanera, sea que estén permitidos o prohibidos de importación o exportación por mandato legal, no desvirtuándose el delito por el hecho de que los productos o artículos se encuentren exentos del pago de gravámenes aduaneros.

Para fines de tributación aduanera el término mercadería abarca a los bienes expresados y a la generalidad de bienes que son del dominio del comercio universal.

Artículo 101.-

En todos los casos de contrabando se presume el dolo, salvo prueba en contrario.

Artículo 102.-

Se tipifica como contrabando —sin perjuicio de otras situaciones análogas— los siguientes hechos cuando se produzcan dentro del territorio nacional o en las zonas francas:

1) La entrada o salida de mercaderías, objetos o productos:

a) Por vías o lugares no autorizados.

b) En horas fuera de las señaladas o excepcionalmente habilitadas.

c) Cuya entrada o salida estuviera prohibida.

2) La acción u omisión tendiente a hacer aparecer como nacionalizadas, mercaderías introducidas temporalmente.

3) La existencia de mercaderías, sin la documentación exigida por las disposiciones vigentes, en los medios de transporte utilizados para la entrada o salida.

4) La desviación o sustitución total o parcial de mercaderías en las operaciones de importación, exportación, tránsito, depósito, almacenamiento, reembarque o transbordo.

5) La falta de pago de impuestos internos de alcoholes, bebidas alcohólicas en general, cigarrillos y tabacos, de acuerdo a normas legales vigentes.

6) La ocultación dolosa en maletas, maletines, valijas, etc., de mercaderías u objetos sujetos a gravámenes.

Artículo 103.-

Constituyen agravantes en el delito de contrabando.

1) Cuando intervienen tres o más personas.

2) Cuando hubiere intimidación, amenaza, exhibición de armas, violencia en las personas o fuerza física en las cosas.

3) Cuando medie violación de sellos, documentos, precintos u otros medios de seguridad utilizados por el Fisco.

4) Cuando se falsifiquen sellos, timbres, marcas o documentos públicos.

5) Cuando colabore un funcionario o empleado público que por razón de su cargo intervino o debió intervenir en el hecho o cuando para la comisión del delito se utilizare indebidamente franquicias diplomáticas u oficiales.

6) Cuando se trate de contrabando de armas, municiones, explosivos y afines, alcaloides, narcóticos o sustancias y elementas de cualquier índole, cuyo uso se hubiera declarado atentatorio contra la seguridad del Estado o la salud pública.

Artículo 104.-

El contrabando será penado con las siguientes sanciones:

1) Prisión.

a) De un mes a un año, cuando no mediaren las circunstancias agravantes establecidas en el artículo 103 de este Código.

b) De un año a dos años en las situaciones previstas en los incisos 1) a 5) del 103.

c) De cuatro a seis años en la situación prevista en el inciso 6) del artículo 103.

2) Además de la pena de prisión, se aplicarán como sanciones accesorias:

a) Multas de una a dos veces del monto de los impuestos o gravámenes defraudados.

b) Comiso de las mercaderías y de los instrumentos o medios que hubieran servido para el contrabando tales como los vehículos, aeronaves, bodegas, carros, acémilas, artefactos, enseres, aparatos en general, y todos los objetos que hubieran servido para el contrabando sin perjuicio de lo establecido en el artículo 92 de este Código.

3) Teniendo en consideración la gravedad del delito podrán aplicarse, además, las sanciones siguientes:

a) Inhabilitación para ejercer actividades relacionadas con operaciones aduaneras y de comercio de importación y exportación de dos meses a cinco años.

b) Inhabilitación especial para ejercer el comercio de uno a tres años.

c) Pérdida de las concesiones, privilegios y prerrogativas de que gozaren las personas físicas o jurídicas.

d) Cancelación de la inscripción en los registros públicos, hasta un máximum de tres años.

Artículo 105.-

No se aplicará pena de prisión sin perjuicio de las sanciones del Artículo 104. Incisos 2 y 3.

a) Cuando el valor de las mercaderías .objeto de contrabando no exceda de $b. 10 000.-

b) Cuando a juicio del Tribunal la conducta del agente no revele peligrosidad y sea éste el primer delito.

Artículo 106.-

Si para llevar a cabo la entrada o salida ilícita se recurre a diversos actos sucesivos que separadamente pudieran considerarse incluidos en el concepto genérico establecido en el Artículo 100, toda la serie de hechos se estimará como un solo contrabando, pero si en la comisión del delito concurre algún otro acto delictuoso distinto del contrabando* se seguirán las reglas de la concurrencia de delitos.

Artículo 107.-

Serán considerados encubridores, además de los mencionados en el Artículo 80 de este Código, los que adquieran de personas que no tengan comercio establecido, mercadería de procedencia extranjera para comerciar con ella, a sabiendas de su ilegítima introducción.

Artículo 108.-

Las contravenciones aduaneras serán resueltas administrativamente en única instancia de acuerdo a normas legales que se declaren en vigencia.

La Resolución Administrativa podrá ser impugnada únicamente por la vía contenciosa ante el Tribunal Fiscal.

En caso de que ella califique el delito y establezca la sanción respectiva, la demanda sólo será admisible previo depósito de los impuestos determinados, siempre que la mercadería materia del juicio no hubiere sido aprehendida o que su valor no alcance a cubrir el monto liquidado por estos impuestos.

Las multas y recargos se pagarán en ejecución de sentencia.

SECCIÓN TERCERA

INSTIGACIÓN PUBLICA A NO PAGAR TRIBUTOS

Artículo 109.-

Comete delito quién instigare públicamente a rehusar o demorar el pago de los tributos al margen de los recursos regulados por este Código, el que será penado con una multa de $b. 500.- a $b. 5.000.-

Artículo 110.-

Cuando la instigación vaya acompañada por vías de hecho, amenazas o maniobras concertadas, tendentes a organizar la negativa colectiva al cumplimiento de las obligaciones fiscales, podrá imponerse además de la multa establecida en el artículo anterior, prisión hasta de tres meses.

Artículo 111.-

Los miembros o representantes de las personas jurídicas que hayan participado activamente en la comisión del delito, serán pasibles de la pena de prisión a que se refiere el artículo anterior.

DE LA SEGUNDA PARTE ESPECIAL DE LAS INFRACCIONES TRIBUTARIAS

SECCIÓN IV

EVASIÓN

Artículo 112.-

Incurre en evasión fiscal el que mediante acción u omisión que no constituya defraudación o contrabando, determine una disminución ilegítima de los ingresos tributarios o el otorgamiento indebido de exenciones u otras ventajas fiscales.

Artículo 113.-

Se considera configurada la evasión cuando se compruebe que:

1) Los agentes de retención no han efectuado las retenciones a que están obligados.

2) Los contribuyentes han omitido el pago de los tributos.

Artículo 114.-

Las evasiones dolosas en los casos a que se refiere el artículo anterior, serán penados con una multa hasta del 50% del importe del tributo omitido y las culposas con una multa hasta del 25% de dicho importe.

SECCIÓN QUINTA

MORA

Artículo 115.-

Incurre en mora el que paga la deuda tributaria después de la fecha establecida al efecto, sin haber obtenido antes de tal fecha la prórroga a que se refiere el artículo 46.

Artículo 116.-

La mora será penada con una multa equivalente al 10% de los intereses previstos en el artículo 59, independientemente del pago de éstos.

SECCIÓN SEXTA

INCUMPLIMIENTO DE LOS DEBERES FORMALES

Artículo 117.-

Constituye incumplimiento de los deberes formales, toda acción u omisión de los contribuyentes, responsables o terceros, que viole las disposiciones relativas a la determinación de la obligación tributaria u obstaculice la fiscalización por parte de la autoridad administrativa.

Artículo 118.-

Incurren en violación de deberes formales, sin perjuicio de otras situaciones análogas:

1) Los que no cumplan las obligaciones establecidas en el artículo 139 y demás disposiciones de este Código.

2) Los que no cumplan los deberes formales establecidos en las normas administrativas a que refiere el artículo 2 inciso 4) de este Código.

Artículo 119.-

El incumplimiento de los deberes formales será penado con una multa de $b. 100.- a $b. 1.000.-

Artículo 120.-

Esta sanción es independiente de las que correspondieren por la comisión de otros delitos o infracciones, salvo que el incumplimiento de los deberes formales constituya un elemento integrante de aquellas.

SECCIÓN SÉPTIMA

INCUMPLIMIENTO DE LOS DEBERES POR FUNCIONARIOS DE LA ADMINISTRACIÓN TRIBUTARIA

Artículo 121.-

El funcionario o empleado de la Administración tributaria que violando dolosamente los deberes del cargo que ejerza, provoque un daño económico al Fisco o al contribuyente, será sancionado con una multa equivalente de 10 a 30 días de su haber mensual y exoneración de sus funciones.

Artículo 122.-

El funcionario o empleado de la Administración tributaría que divulgue dolosamente hechos o documentos que conozca en razón de su cargo y que por su naturaleza o por disposición de la ley fueren reservados, será sancionado atendiendo a la gravedad de su falta con suspensión de su cargo por un tiempo de tres meses a un año o con la exoneración del mismo.

Artículo 123.-

Si las infracciones establecidas en los artículos anteriores fueran culposas, la multa o el tiempo de suspensión, serán reducidas a la mitad.

Artículo 124.-

Las sanciones previstas en esta sección no se aplicarán si los hechos constituyen un delito o una contravención más grave, sancionados por otras disposiciones legales. En este caso los actuados pertinentes, serán enviados a la justicia ordinaria para el respectivo juzgamiento y sanción de los infractores.

No se puede copiar el contenido textual de la página